Select Page

DREAM y Promise Act of 2019 pasa la Cámara de Representantes

DREAM y Promise Act of 2019 pasa la Cámara de Representantes

El Martes la Cámara de Representantes aprobó la última versión de la Ley DREAM, una ambiciosa expansión de un esfuerzo legislativo de casi dos décadas que colocaría a millones de jóvenes inmigrantes indocumentados, e inmigrantes con estatus temporal, en un camino hacia la ciudadanía estadounidense.

La cámara liderada por los demócratas aprobó el amplio proyecto de ley de inmigración, apodado DREAM y Promise Act of 2019, por una votación de 237 a 187, enviando la legislación al Senado controlado por los republicanos.

Siete republicanos en la Cámara de Representantes se unieron a los 230 demócratas para votar por el proyecto de ley.

La Casa Blanca también ha emitido una amenaza de veto contra la medida.

Siete republicanos en la Cámara de Representantes se unieron a 230 demócratas para votar por el proyecto de ley.

La propuesta otorgaría a los jóvenes inmigrantes indocumentados que llegaron a los Estados Unidos cuando eran niños, incluidos aquellos protegidos de la deportación por parte del programa de Acción Diferida para los llegados en la Infancia (DACA) de la era de Obama, la oportunidad de adquirir un estatus legal permanente si cumplen con ciertos requisitos.

El proyecto de ley también permitiría que cientos de miles de beneficiarios del Estado de Protección Temporal (TPS, por sus siglas en inglés), así como a los inmigrantes liberianos cubiertos por la salida forzada diferida (DED), obtengan la residencia permanente.

“Este es un día que glorifica lo que Estados Unidos es para el mundo. Un lugar de refugio, un lugar de seguridad, un lugar de oportunidad”, dijo el líder de la Cámara de Representantes Steny Hoyer en una conferencia de prensa antes de la votación, citando un discurso en el que el republicano y ex-presidente Ronald Reagan, dijo que Estados Unidos es una “mejor nación” debido a los inmigrantes.

Para ser elegibles, los inmigrantes deben haber sido menores de 18 años cuando llegaron a los EE. UU. y deben haber vivido en los Estados Unidos de manera continua durante los cuatro años anteriores.

También deben tener un diploma de escuela secundaria estadounidense o GED, y pasar una verificación de antecedentes. Quienes hayan cometido delitos graves no serían elegibles.

Para ser colocados en un camino hacia la ciudadanía según la ley, estos jóvenes inmigrantes deben obtener un título universitario o completar dos años de un programa de estudios en una institución de educación superior o escuela técnica.

También calificarían si sirvieran honorablemente en el ejército, o hubieran estado empleados en los Estados Unidos durante más de tres años.

La propuesta también otorgaría a este grupo de jóvenes inmigrantes indocumentados acceso a ayuda financiera federal para la universidad.

Mientras tanto, los receptores de DED y TPS podrían obtener la residencia permanente si han residido en los EE. UU. durante más de tres años antes de que se promulgue la legislación propuesta y si no tienen ninguna condena por delito grave, o más de un delito menor.

El proyecto de ley también haría más difícil que el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) pusiera fin a las designaciones de TPS para los países, como lo intentó la administración de Trump.

Es poco probable que el proyecto de ley obtenga una votación en el Senado, que aún está controlado por los republicanos, pero la aprobación del proyecto de ley ofrece una ventana a cómo los demócratas pretenden realizar reformas significativas si logran recuperar la Casa Blanca y mantener su mayoría en la Cámara.

Actualmente el gobierno permite que más de 700,000 destinatarios de DACA, comúnmente denominados DREAMers, renueven sus protecciones solo por un período de dos años.

Comments

comments

About The Author

Patricia Frias

Productor de contenido digital para Memphis Noticias.

Share This

Comparte este articulo

Si te gustó esta historia, comparte este articulo con tus amigos.